Qualcomm Snapdragon: el procesador preferido por los smartphones

Qualcomm Snapdragon: el procesador preferido por los smartphones

El smartphone ha conquistado el siglo XXI. Es el aparato que mejor encarna la revolución digital. En dos décadas, el teléfono móvil ha pasado de ser un artículo de lujo y poco útil, a un dispositivo casi imprescindible. Muchas firmas se han aprovechado de esta explosión de ventas de teléfonos móviles. Una de ellas es Qualcomm que con su línea de procesadores Snapdragon ha sabido estar en el momento adecuado ofreciendo un producto eficaz.

La transición del teléfono móvil tradicional al smartphone ha estado marcada por numerosos cambios. Por ejemplo, el teléfono inteligente precisa de un procesador, más o menos potente, que gestione las tareas del terminal. Qualcomm fue una de las empresas que impulsó la nueva generación de procesadores para dispositivos móviles.

En 2008, los Snapdragon de Qualcomm comenzaron a aparecer en los smartphones. Firmas como Samsung confiaron en los procesadores de la compañía estadounidense. Y a partir de ahí, pocos fabricantes de teléfonos inteligentes optaron por otros procesadores.

Sí, hay excepciones. Apple siempre suele ir por libre, ya la conocemos. La firma de Cupertino trabaja con sus propios dispositivos, implementando sistemas operativos y procesadores exclusivos. Es una de las razones por las que los productos Apple pueden diferenciarse de la competencia.

Pero durante años, LG, Nokia Lumia, Samsung, HTC o Sony han confiado en los Snapdragon de Qualcomm. La empresa estadounidense, de hecho, ya está trabajando en una nueva evolución para sus Snapdragon. Hablamos del 815 y el 820. Hay que tener en cuenta que los fabricantes de smartphones, especialmente en la gama alta, exigen procesadores cada vez más potentes y efectivos para dar cobertura a funciones y aplicaciones cada vez más complejas.

El Snapdragon 815, según las filtraciones, será un octa-core, que agrupa dos grupos de cuatro núcleos con Adreno 450. Se supone que es la evolución del Snapdragon 810, el procesador que se viene montando últimamente en los smartphones de gama alta. Por su parte, el Snapdragon 820 también será un procesador de ocho núcleos de 64 bit con Adreno 530.

Pero cuidado. Algunas de las firmas tradicionalmente asociadas a Qualcomm podrían prescindir de sus servicios. O al menos no ser tan fieles. Es el caso de la todopoderosa Samsung que ya montó en su reciente Galaxy Alpha un procesador Exynos de fabricación propia. Este terminal, estéticamente atractivo, ha sido una de las sorpresas más agradables de 2014.

Samsung, contenta con el resultado, podría continuar con Exynos en otros terminales. Es el caso del Samsung Galaxy S6, que según los rumores, no llevaría Snapdragon. Se habla de sobrecalentamiento del procesador. Aunque, suponemos, para la compañía surcoreana es más rentable apostar por sus propios procesadores, siempre que cumplan eficazmente con su función.

De cualquier forma, los Snapdragon de Qualcommm siguen siendo los reyes de los smartphones. Un porcentaje muy elevado de los terminales que se venden hoy en día lleva algún procesador de la firma estadounidense. Qualcomm es de esa empresas que ha sabido adelantarse al progreso de los teléfonos inteligentes.

Puntuación
[Total: 0 Promedio: 0 de 10]

Artículos relacionados---

Deja un comentario---

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.